Consultas
c/ Viriato, 19 - Madrid
Quirófanos - Hospital San Rafael
c/ Serrano, 199 - Madrid
Llámanos
(+34) 91 448 73 23

¿Qué es?

La luxación de codo consiste en la pérdida de la congruencia normal de la articulación del codo (húmero, cúbito y cabeza radial).

¿Cuáles son sus causas?
Habitualmente una luxación completa de codo se produce por una caída o un traumatismo sobre la mano (accidentes, traumatismos deportivos, etc.).
Existen también subluxaciones de la cabeza radial (las llamadas inestabilidades rotatorias de codo), que pueden ser una consecuencia de haber sufrido un traumatismo antiguo con una lesión de los ligamentos del codo.

Luxación de codo

 

¿Cuáles son sus síntomas?

La luxación completa del codo es claramente visible después de un traumatismo, pues conlleva la deformidad evidente de la articulación, dolor intenso e impotencia funcional.
En el caso de lesiones crónicas (inestabilidad rotatoria de codo), los pacientes pueden referir sensación de fallos o chasquidos en el codo con determinados movimientos, así como dolor o inflamación ocasional.

¿Cómo se trata la luxación de codo?

Una luxación completa de codo es una urgencia que requiere de una reducción, habitualmente mediante tracción manual. Es importante antes de realizar cualquier maniobra de reducción, asegurar que no existen otras lesiones (por ejemplo fracturas en el codo), para evitar un agravamiento de la lesión.
En el caso de las luxaciones crónicas, puede ser necesaria la reconstrucción ó reparación de los ligamentos laterales del codo para conseguir de nuevo una articulación estable.


Recuperación


Tras un breve periodo de recuperación, el paciente inicia la movilización precoz de la articulación para evitar el desarrollo de una rigidez. El periodo completo de recuperación puede alargarse varios meses tras la cirugía, especialmente en los casos en los que se realiza una reconstrucción ligamentosa.